Internacional, Thursday 16 de April de 2020

Un médico tailandés falleció luego de contraer Covid-19 mientras practicaba una autopsia a una víctima de la enfermedad

Un grupo de científicos tailandeses afirma haber descubierto el primer caso en el mundo de coronavirus (Covid-19)contagiado desde un cadáver, situación que plantea una nueva encrucijada entre los especialistas para una enfermedad de la que a diario se conocen cosas nuevas.

El inédito caso, informado en el Journal of Forensic and Legal Medicine asegura ser la primera evidencia sobre “la infección y muerte por Covid-19 entre el personal médico en una unidad de medicina forense”, vinculada con un practicante forense en Bangkok, capital del país asiático, que falleció tras contraer la enfermedad.

Con casi 2 millones de casos en todo el mundo, Tailandia sólo reportó 2.613 personas contagiadas y 41 muertos, siendo uno de los primeros países en reportar casos después de China. La muerte del miembro del equipo forense fue el segundo caso reportado entre el personal médico en Tailandia al 20 de marzo.

Cuánto sobrevive el virus después de la muerte

De acuerdo al informe, escrito por Won Sriwijitalai del Centro Médico RVT en Bangkok, y Viroj Wiwanitkit de la Universidad Médica de Hainan en Haikou (China), aún no existen estudios que aseguren cuánto tiempo sobrevive el virus en el cuerpo después de la muerte, algo que se dificulta más considerando que en Tailandia los protocolos no se siguen de forma rigurosa, y no se están inspeccionando a los pacientes después de morir.

“Aunque los pacientes pueden contraer la infección por exposición en su lugar de trabajo o propagación en la comunidad, en el momento de ocurrido este caso, los enfermos en Tailandia son en su mayoría casos importados y el registro de la propagación local en la comunidad es limitado”, señala el documento.

“Hay pocas posibilidades que los profesionales entren en contacto con pacientes infectados, pero pueden tener contacto con muestras biológicas y cadáveres”, agrega.

“En la actualidad, no hay datos sobre el número exacto de cadáveres contaminados con el virus, ya que no es una práctica habitual examinar cadáveres en Tailandia”, describen los autores.

En relación al protocolo de seguridad para el personal forense, el documento indica que estas personas “deben usar dispositivos que incluyen un traje de protección, guantes, anteojos, gorra y máscara”. Además, sugieren que quienes trabajen con fallecidos deberían emplear protocolos similares de desinfección que los trabajadores de atención médica de primera línea.